Varias son las alternativas a la gasolina y al diésel de propulsar un vehículo: energía eléctrica, Gas Licuado de Petróleo (GLP), Gas Natural Comprimido (GNC – metano), etc. Además de todas las anteriores, existe una alternativa bastante prometedora, el hidrógeno.

Un proyecto reciente relacionado con la náutica ha apostado de lleno por este combustible alternativo, dicho proyecto se conoce con el nombre de Energy Observer. Se trata de un barco, tipo catamarán, que utiliza como principal fuente de energía el hidrógeno. Este proyecto está patrocinado por una de las marcas de automoción que más apuestan por las energías alternativas, Toyota.

Los motivos que han llevado a Energy Observer a optar por este tipo de combustible frente a otros son los siguientes principalmente:

  • El hidrógeno es el elemento químico conocido más ligero y abundante del universo.
  • Contiene hasta 3 veces más energía por unidad de masa que el diésel, y 2,5 veces más que el gas natural.
  • Su combustión no emite CO2 ni partículas finas.
  • El hidrógeno no es tóxico.
  • Baja densidad y elevada volatilidad.

Sin embargo, no todo son ventajas. el hidrógeno también presenta algunas desventajas que, hasta ahora, han frenado a los fabricantes para desarrollar vehículos con esta tecnología.

  • Las técnicas para almacenarlo aún no están desarrolladas para que sean seguras y eficaces.
  • Elevado coste de obtención a pesar de su abundancia.
  • Su producción necesita de otras energías que pueden no ser tan limpias.
  • Escasa infraestructura de repostaje en la sociedad actual.

A pesar de las desventajas, Energy Observer pretende demostrar que las ventajas del hidrógeno son muchas a pesar de las desventajas.

Lo más interesante es la forma de obtener el hidrógeno, para ello el barco está provisto de un sistema que obtiene hidrógeno mediante la desmineralización del agua de mar. A posteriori, se separa el oxígeno del hidrógeno mediante electrolisis. Finalmente, el gas obtenido se comprime y se almacena en depósitos.

Además de este sistema tan novedoso, el barco cuenta con otros sistemas de obtención de energía limpia como placas solares y molinos eólicos.

Para demostrar las posibilidades de este combustible se han embarcado en una aventura de 6 años donde el barco recorrerá 50 países y hará escala en 101 puertos de todo el mundo.

Sin duda, se trata de un proyecto muy interesante y prometedor que puede seguirse en redes sociales y a través de una serie documental que emitirán en el canal francés Planète+ cuando terminen la aventura.

 

 

 

 

 

 

Anuncios