Es un hecho que cada vez se hace más necesario buscar fuentes de energía alternativas al petróleo, Por ello, muchas universidades y empresas invierten cada vez más en desarrollar nuevas formas de generar energía.

Una forma novedosa de generar energía son las baterías de estado sólido. En la actualidad, las baterías más comunes son las baterías de iones de litio. Estas últimas generan electricidad a partir de celdas compuestas por un electrolito líquido que permite transportar iones de litio entre un ánodo y un cátodo.

Esquema Batería de Iones de Litio
Esquema Batería de Iones de Litio

Tal como se muestra en el esquema, en el caso de que la batería este en proceso de carga, los iones irían de izquierda a derecha, es decir, del cátodo al ánodo. Por el contrario, en el caso de que la batería se esté descargando los iones circularían del ánodo al cátodo a través del electrolito.

Las baterías de estado sólido tienen un funcionamiento químico muy similar, sin embargo, en lugar de utilizar un líquido como electrolito se utiliza un material en estado sólido.

Este tipo de baterías presentan una serie de ventajas muy positivas con respecto a las baterías de iones de litio:

  • Poseen una densidad de energía casi tres veces mayor que las baterías de iones de litio.
  • El sólido utilizado es más barato que el líquido (tipo especial de cristal).
  • Más respetuosas con el medio ambiente ya que el sólido procede del agua de mar.
  • Ciclos de vida más largos.
  • Opera fácilmente a bajas temperaturas al contrario que el líquido que puede llegar a congelarse.
  • Más seguras al carecer de líquidos inflamables. Además, las baterías de iones de litio, con los ciclos de vida, el separador entre cátodo y ánodo se va degradando y formando cavidades comprometiendo en gran medida la seguridad.
  • Velocidades de carga mucho más rápidas, carga completa en menos de una hora (dependiendo del tamaño de la batería).

Actualmente, empresas como Samsung o Toyota ya están invirtiendo en este tipo de tecnología por todas las ventajas que presenta.

Las baterías de estado sólido están siendo desarrollada por John Goodenough (profesor de ingeniería con 94 años) y su equipo en la Universidad de Texas.

 

 

Anuncios